Curiosidades

La operaron del corazón ¡hipnotizada!

Una mujer de 82 años fue operada del corazón mediante hipnosis y sin anestesia en Milán, Italia. La intervención de reemplazo de una válvula aórtica duró poco más de una hora.

Salvo unas pequeñas dosis de anestésico local que se utilizó en las piernas como puntos de acceso, no fue necesario dormirla por completo. La mujer tenía contraindicada la anestesia común por una enfermedad pulmonar obstructiva, además de que se recuperaba de una neumonía, según informó el hospital italiano mediante un comunicado.

“La llevé a imaginar que estaba en su lugar seguro. En este estado de trance, que es muy diferente al del sueño, pudimos completar la operación, gracias a un estado de inmovilidad sostenido desde el principio hasta el final del procedimiento”.

Al cuadro clínica se le sumaba que la conformación de su cuello podría haber dificultado una intubación de emergencia. Es por todo esto que el equipo médico italiano optó por la hipnosis en lugar de la sedación habitual.

“Escuché sobre la hipnosis por primera vez durante una experiencia laboral en Francia, donde esta práctica es ampliamente utilizada, no sólo para procedimientos quirúrgicos, sino también para procedimientos ambulatorios, como medicamentos en quemaduras graves”, explica Sandra Nonini, quien dirigió el estado de la hipnosis, y es especialista en Anestesia y Cuidados Intensivos.

¿Cómo funciona la hipnosis?

El concepto clave de la hipnosis es centrar la atención en una idea para inducir un estado de conciencia modificado que puede conducir a un aumento en el umbral del dolor. “Hice que la paciente se concentrara en un punto y la llevé a trabajar en su respiración”, describe Nonini, y continúa: “Entonces la llevé a imaginar que estaba en su lugar seguro. En este estado de trance, que es muy diferente al del sueño, pudimos completar la operación, gracias a un estado de inmovilidad sostenido desde el principio hasta el final del procedimiento”.

No todas las personas son hipnotizables, se estima que lo son en un 80 por ciento.

“También es importante que haya una entrevista con el paciente antes de la sesión para explicar en detalle y disipar cualquier duda. La hipnosis sigue siendo una forma complementaria y no una alternativa a las técnicas anestésicas normales”, precisa Nonini.

Al despertar, la señora, que durante toda la operación mantuvo una excelente estabilidad en los parámetros respiratorios y hemodinámicos (dinámica de la sangre), aseguró que no había sentido ninguna molestia y que su mente “se había vuelto loca”. Explicó que había viajado a su infancia.

“Todo el tiempo corría entre los prados como una cabra, como lo hacía de niña. Los colores eran muy vivos y recordaban un aroma a limones salvajes”, describió la anciana de 82 años.

Ver esta publicación en Instagram

Sostituzione della valvola aortica in ipnosi❤ – L’intervento su una paziente di 82 anni senza il ricorso alla sedazione – L’intervento è durato poco più di un’ora. Nella sala ibrida di Niguarda l’équipe è la solita per questo tipo di procedure: cardiochirurghi, anestesisti, tecnici di radiologia e infermieri. Sul lettino però per la paziente nessun ricorso a farmaci “dell’armamentario anestesiologico” (se non una piccola dose di anestetico locale per le punture sulle gambe, punti di accesso per la risalita dei cateteri fino al cuore per la sostituzione valvolare). In alternativa si è ricorsi all’ipnosi. – Normalmente l’intervento richiede la somministrazione di farmaci sedativi per indurre uno stato d’immobilità che permetta agli specialisti di eseguire la procedura con il massimo grado di efficacia e sicurezza senza che il paziente possa percepire cosa stia accadendo. Si tratta infatti di una procedura mini-invasiva con cateteri sottilissimi “che viaggiano all’interno” del corpo con al loro interno una valvola di bio-materiale auto-espandibile. – Per la paziente di 82 anni uno stato di sofferenza ai polmoni, dovuto ad una broncopneumopatia ostruttiva e ad una recente polmonite, ha fatto propendere per l’ipnosi. A questo va aggiunto anche una conformazione anatomica del collo che avrebbe reso l’intubazione molto difficoltosa in caso di complicanze. Così l’équipe ha deciso per l’ipnosi al posto della consueta sedazione. – Non tutte le persone però sono ipnotizzabili (circa l’80% lo sono) e per quelli che sono suscettibili all’ipnosi ci sono diversi test a cui sottoporre il soggetto preventivamente. L’ipnosi rimane comunque una via complementare e non alternativa alle normali tecniche anestesiologiche. ▫️ ℹ️➡️ ospedaleniguarda.it ➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖➖ #niguarda #ospedaleniguarda #cardio #cardiologia #cardiochirurgia #ipnosi #chirurgiaipnotica #medicina #sottoipnosi #ospedale

Una publicación compartida de OspedaleNiguarda (@ospedale.niguarda) el

La entrada La operaron del corazón ¡hipnotizada! se publicó primero en Sin Mordaza.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba