Inicio / Nacionales / El mejor surfista argentino arranca su temporada en Australia

El mejor surfista argentino arranca su temporada en Australia

"Los objetivos siguen siendo igual de ambiciosos para este 2018, pero la prioridad es sentirme bien, sano y así poder ir paso a paso". Santiago Muñiz experimentó lo difícil que es para un atleta de alto rendimiento estar lesionado, lejos de la competencia, durante un período extenso de tiempo: estuvo casi siete meses afuera del circuito mundial por culpa de una lesión en la rodilla izquierda (síndrome de Hoffa).

Quiere ir de a poco, pero el marplatense, de 25 años, anhela ser el primer argentino en llegar a la elite del surf, el famoso Championship Tour (CT) que está compuesto por los 32 mejores surfistas del mundo.

Para eso el campeón mundial más joven que tuvo la historia del Mundial ISA (18 años) se encuentra en Australia para volver a la acción en dos torneos de 6.000 puntos (los segundos en importancia). Primero, desde el miércoles 20, competirá en el Burton Automotive Pro en Newcastle y desde la otra semana, en el Vislla Sydney Surf Pro de la capital.

"Son competencias importantes, estarán varios de los surfistas top y son playas de fondos de arena con olas que me gustan mucho: constantes, rápidas, aunque sin tanto tamaño", describió el rider.

El último torneo de Muñiz fue el US Open, el 2 de agosto. Dividió su recuperación entre Bombinhas (Brasil), donde reside su familia, y Mar del Plata.

Muñiz tiene el alta médica desde hace poco más de un mes y las sensaciones son positivas: "Me siento muy bien, fuerte, sin dolores. Llevo un mes surfeando, pudiendo tirar las maniobras que me gustan, aunque a la vez noto que todavía me falta para volver a ser el que quiero", explica quien representa a San Lorenzo en el circuito mundial. "Voy a Australia con el traje y el escudo en la tabla, y con la garra que nos caracteriza a los Cuervos a la hora de superar obstáculos", agrega.

Supo compartir su pasión por el surf con Daniel Orsanic, capitán del equipo de Copa Davis

Hace años es el mejor argentino en el tour (estuvo entre los puestos 46° y 52° entre 2014 y 2016) hasta la lesión del 2017. La historia de este 2018 comienza en Australia y Muñiz está preparado para empezar a escribirla en grande.

LEA MÁS:

San Lorenzo tendrá un representante en el circuito mundial de surf

Te puede interesar...

Lanzan plan para reforzar el control de los inmigrantes

La novedad será acompañada por un sistema para regularizar su situación a través de la radicación. El objetivo será blanquearlos o expulsarlos del país si no lo hacen o si tienen antecedentes penales. Desde que asumió en diciembre de 2015, el Gobierno radicó a 530.000 extranjeros, expulsó a 1200 por delitos y otras causas y hay 600 procesos en marcha. El ministro del Interior, Rogelio Frigerio , le presentó el programa a Macri, quien ordenó extenderlo a todas las fuerzas de seguridad. El director nacional de Migraciones, Horacio García, busca que los inmigrantes tributen por los servicios y los derechos que les da el Estado. “Peleamos contra la irregularidad migratoria, no contra los inmigrantes irregulares. Es necesario blanquearlos como condición para que accedan a los servicios y derechos que otorga el país”, explicó Totó García. En caso de que no accedan a regularizarse dentro de los 30 días de ser detectados como ilegales, o en caso de registrar antecedentes penales en su país o en la Argentina, comenzará el proceso de expulsión, que se redujo de cuatro años a cuatro meses, tras el decreto 70/2017. Según las cifras de Migraciones, en lo que va de 2018 los venezolanos lideraron las radicaciones, incluso por encima de los bolivianos y paraguayos, que encabezan el índice del flujo migratorio históricamente. Desde enero se radicaron 25.445 venezolanos (25,04%), 24.429 paraguayos (24,04%), 18.827 bolivianos (19,5%), 8889 peruanos (8,75%), 8063 colombianos (7,94%) y 14.951 de otros países (14,71%). Total: 100.604 radicaciones. El primer paso del plan de control de inmigrantes ilegales consistirá en lanzar en septiembre una aplicación para teléfonos celulares de agentes de salud, seguridad, policías, gendarmes y policías provinciales, entre otros. El dispositivo permitirá conocer la situación migratoria de cualquier extranjero: si tiene residencia permanente, temporaria, visa de turista o si no está regular. También detectará si no tiene registro de ingreso en la frontera por algún paso fronterizo. En una demostración que hizo García en los últimos días, puso el nombre del asesor presidencial ecuatoriano Jaime Duran Barba y la aplicación arrojó como resultado: “residencia temporaria”. Según los funcionarios migratorios, si se identifica a un extranjero con ingreso ilegal circulando cerca de un paso fronterizo, en flagrancia, se lo podría expulsar del país hasta que haga su ingreso legal. En caso de ser residentes ilegales se les dará un plazo de 30 días para radicarse. Suelen encontrarse casos en hospitales, donde se atienden: los médicos los podrían detectar con la aplicación de su celular. En la aplicación se ingresará el nombre, la nacionalidad y fecha de nacimiento del extranjero, y se accederá a su situación migratoria, últimos tres ingresos y salidas del país, y los antecedentes. “Si usan un hospital público o servicios, deben tributar al Estado”, señaló García. Para radicarse, Migraciones lanzará en septiembre otro sistema de regularización a distancia, por internet, que reemplazará el trámite de largas colas y burocracia estatal. En el sitio web de Migraciones, el interesado iniciará el trámite en el link de Radex (Radicación a Distancia de Extranjeros). Deberá ingresar datos biográficos, fotos de sus certificados de residencia y antecedentes penales del país de origen y pagar la tasa: $3000 para ciudadanos del Mercosur y $6000 para los extra- Mercosur. El proceso terminará en la sede de Migraciones correspondiente a su domicilio para las huellas dactilares y la foto, tras lo cual se le enviará el DNI a su casa. El trámite completo debería tardar, si es normal, una semana. “En los últimos 15 años ingresaron muchos extranjeros que recibieron asistencia del Estado, en salud o educación, sin pagar impuestos. Todos deben ser regulares, con derechos y con obligaciones”, dijo una fuente oficial. “No puede ser que no se tribute. Hoy no se siente como una necesidad la regularización. Los derechos y los beneficios del Estado deben tener el mismo estatus para argentinos y para extranjeros”, agregó el funcionario. En la regularización, Migraciones preguntará la actividad profesional de origen para vincularla con la demanda de trabajo en la Argentina. En Río Negro, el organismo descubrió una demanda de 43 médicos. “Entonces, van a ir médicos venezolanos. Pero también los argentinos se enteraron y también irán”, dijo un funcionario oficial. En los próximos días, el Centro Argentino de Ingenieros hará un relevamiento para 6700 ingenieros venezolanos recién ingresados, que podrán insertarse en el mercado local. El 93% de ellos no tiene problemas en ir al interior. El 80% de los 530.000 inmigrantes radicados desde 2015 viven en la ciudad de Buenos Aires y en el primer cordón del conurbano. Venezolanos, a la cabeza del flujo migratorio En 2018: Ingresaron al país 25.445 venezolanos (25,04%), 24.429 paraguayos (24,04%), 18.827 bolivianos (19,5%), 8889 peruanos (8,75%), 8063 colombianos (7,94%) y 14.951 de otras naciones (14,71%) Tasa migratoria Pagarán $3000 los ciudadanos del Mercosur y 6000 los “extra-Mercosur”. Los venezolanos son considerados del Mercosur, pese a la sanción al país.